Chinese (Simplified)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Lo imprescindible de Liubliana

Lo imprescindible de Liubliana

Liubliana es una ciudad especial, y te lo digo porque tiene varias de las características que me encantan de una ciudad: es pequeña (fácil de ver), tiene castillo (con lo cual hay una colina y un lugar bonito donde ver la ciudad), es segura (me maravilla eso) y verde (de hecho fue nombrada capital verde en 2016). Nosotros estuvimos 2N/3D y fue más que suficiente para ver la ciudad bastante bien, ¡ok!, pero sólo por eso no vamos a darle un 10 a esta ciudad, vamos a ver qué más cosas nos ofrece. 

“La disciplina es la base del respeto. Y sin respeto se acaba la civilización. Es lo que hace funcionar a la ciudad.”

De la película “Quiéreme si te atreves

Lo imprescindible de Liubliana


Un atardecer en Liubliana: imprescindible

Metelkova Mesto


El primero lugar que se me ocurre cuando pienso en Liubliana es, precisamente un barrio al noreste de la ciudad completamente pintoresco, repleto de artes urbano y callejero. Me recordó mucho a otro lugar más anárquico e independiente que este, situado en Copenhague, llamado Christiania (click aquí si quieres saber más)

¿Que es Metelkova Mesto?

“Mesto” significa “ciudad”, así que Metelkova Mesto es una de las particularidades que hay que ver si o si en vuestra visita a Liubliana. Paradójicamente, este sitio fue un antiguo cuartel militar que ahora está lleno de grafitis espectaculares y arte urbano/callejero que te deja sin memoria en el móvil/reflex de turno.

La historia de Metelkova como centro cultura comienza en 1.993, cuando una asociación independiente de artistas e intelectuales ocuparon este antiguo cuartel militar para evitar su derrumbe, así que poco a poco, los edificios del Imperio Austro Húngaro, construidos a finales del s. XIX, fueron transformados por estos artistas hasta un nivel psicodélico. 

Una de las fachadas de Metelkova

Como te decía, durante el día Metelkova es un paraíso fotográfico con un ambiente seguro y un poco de olor a marihuana y a hachis de vez en cuando. Pero durante la noche (nosotros no la vivimos a esas horas) abren una serie de bares un tanto pintorescos. Si entras por la “puerta principal”, la Masarykova cesta, justo a la derecha hay un bar llamado Gala Hala con actuaciones en directo y discoteca nocturna, el lugar debe de ser digno de vivir una vez en tu vida al menos, nosotros no tuvimos esa valentía.

 Nota mental: si quieres saber donde se encuentra ubicado este barrio, haz click aquí.

 

¡Ven a Metelkova!

El gran castillo de Liubliana


Sí, soy consciente que quizás debería haber empezado por aquí, por su flamante castillo, pero es que lo diferente llama mucho la atención, y siempre sacaremos tiempo para ver el punto más alto de la ciudad. Como también sabes, me encanta ir a la zona más alta que visito para contemplar las mejores vistas

El castillo corona una colina de 375 metros de altura y tienes dos formas de subir, una es andando a través de cualquiera de las tres rutas a pie que existen, o coger el atajo mágico del funicular de 70 metros de largo (nosotros aprovechamos el  atajo). Una vez arriba verás que el interior del castillo es un remix arquitectónico un poco extraño, ya que la mayor parte de su construcción fue del siglo XVI, al ser reconstruido por un terremoto.

Las vistas desde la Atalaya

No te pierdas pasarte por la capilla de San Jorge, además de remontarse al 1.439, cuando fuimos había un hombre que escribía en pergaminos (y sólo le tenías que dar la voluntad), los nombres que la gente le decía, pero en una escritura especial, una caligrafía cristiana-católica-franciscana, no lo tengo claro.

 ¿Cuánto vale? adultos/niños funicular y castillo: 8/5€, sólo castillo 6/3€. ¿Qué horario tiene? de 9.00 a 23.00 de jun-sept

 

El puente de los dragones


Precioso ejemplar…

Este puente no es un puente común, fue construido entre 1.900 y 1.901 en hierro y hormigón (uno de los primeros y mayores puentes construidos con estos materiales en Europa).

Es un icono de la ciudad al estar custodiado por 4 hermosos dragones alados de bronce que se han convertido en símbolo e incluso broma callejera, ya que dice la leyenda que cuando una mujer cruza el puente, a la altura de los dragones si esta es virgen, ¡la cola la mueve!, nosotros estuvimos por allí, y no tuvimos ninguna sorpresa.

Los dragones son tan importantes en Eslovenia porque se suponía que Jasón, el héroe griego, tenía que llevar un tesoro a su rey.

El gran tesoro estaba defendido por un dragón esloveno que vivía escondido en las numerosas cuevas de Eslovenia. La historia cuenta que finalmente el héroe venció al dragón, pero los eslovenos piensan que gracias al dragón, el tesoro de sus tierras sigue intacto.

La Plaza Prešeren


Este lugar me gusta mucho y es de obligada visita, que digo, seguro que os lo tropezareis sin daros cuenta porque es uno de los puntos de encuentro de muchísima gente. Aquí se congrega mucha gente porque es tiene tres puntos de interés: el puente triple, el monumento a Prešeren y la nube de Liubliana (bueno yo lo he bautizado así). ¿Pero qué son estos lugares?

1. El puente triple

Esta extraña obra fue construida por el queridísimo arquitecto esloveno Joze Plečnik entre 1.929 y 1.932, quien para favorecer el paso peatonal del transporte del puente principal (creado en 1.842), decidió ofrecer a la ciudad dos puentes que tocan un ángulo del puente principal. Es un lugar muy fotogénico y bonito de disfrutar y fotografiar.

2. El monumento a Prešeren

France Prešeren

Este monumento es uno de los más venerados quizás por el ciudadano esloveno, de hecho, su inauguración fue el 10 de septiembre de 1.905 ante ¡20.000 personas!

Y es que este querido poeta esloveno (France Prešeren) fue uno de los mayores representantes de la escuela romántica eslovena (e incluso europea), de hecho está considerado como el precursor de la poesía eslovena y uno de los mayores influyentes europeos. Los costos de todo el monumento estuvieron en alrededor de 71.000 coronas, obtenidos principalmente gracias a mujeres eslovenas y diversas sociedades. 

Dicen que el poeta mira eternamente el rostro de su amada representada en la fachada amarilla de enfrente, simulando saliendo de una ventana de la fachada completamente de rojo (nosotros no supimos ese dato hasta días más tarde).

3. La nube de Liubliana

Durante nuestra visita, nos habrán comentado que había una especie de nube artificial donde caía constantemente agua, para nosotros era como: “¿Qué?“. Pues es así, en pleno centro de la plaza hay un círculo fluvial donde cae agua permanentemente, simulando la lluvia. 

Una bonita manera de recordar al turista que en Eslovenia siempre llueve, y que precisamente agua (y encima pura) es de lo que más abunda en la ciudad. Daba gusto ver jugar a los niñ@s y los que no lo son tanto entre esa lluvia artificial, ideal para sacar una foto romántica.

No sólo es Paris la ciudad del amor

La puerta de bronce de las cabezas de Obispos


¡Lo sé!, suena un poco tétrico, pero es que está tan cerca de la Plaza Prešeren que sólo por verlo no pierdes nada. Te hablo sobre la puerta trasera de la catedral de San Nicolás, ya que está hecha de bronce, y aparecen 6 cabezas de Obispos con un realismo que te dejará con la boca abierta, si los ves de lateral parece que están saliendo de la puerta de uno en uno, da un poco miedete si lo ves de noche. ¡Pero si lo ves es foto asegurada!

La puerta de las cabezas de Obispos

Paseo por la rivera del río Ljubljanica


Aunque esto sea algo lógico de comentar, si que me gustaría hacer un inciso de lo importante que es este momento en tu itinerario de actividades en Liubliana, puesto que es un auténtico placer caminar por el paseo que te brinda la ciudad. La rivera del río está repleta de embarcaderos para disfrutar de un bonito paseo en barco, o incluso hacer paddle sub por el río (dicen que el atardecer, si hace bueno, navegando por el río es increíble, si volviese no me lo perdería). 

Tomar una copa o un café siempre va a ser algo más caro del presupuesto que Eslovenia nos tiene acostumbrados, pero nunca será tan caro como en ciertos lugares de glamour de España. Por otro lado, no te pierdas el puente de los candados, está a escasos metros de la Plaza Prešeren también, y es un bonito lugar para fotografiar y quien sabe, unir tus sentimientos hacia la persona con la que viajas (nosotros lo hicimos ya en Paris).

Un paseo por el río Ljubljana con el puente de los candados de fondo

El parque Tivoli en bicicleta


Una de las actividades que podrías disfrutar mucho sería un grato paseo, a través del transporte mas usado de la ciudad, la bicicleta, por el pulmón de la ciudad: el parque Tivoli (aunque toda la ciudad está rodeada de verde). Este parque fue construido en 1.813 y tiene 513 hectáreas de recreo para todo aquel que quiera disfrutar de un descanso, un paseo o hacer un picnic en mitad del manto verde.

De lo que más nos gustó del parque fue su tranquilidad y sosiego, muy cerca del lago que hay lleno de nenúfares y patos había varias estanterías llenas de libros, y bajo la sombra de un gran árbol, una decena de personas sentadas en sillas y tumbonas leyendo plácidamente. Sinceramente, me encantó esa estampa. ¡Todo un ejemplo de bienestar y respeto!

El parque Tivoli y su club de lectura gratuito y libre

Conoce a Marina Abramovic (la reina de las performance)


Cuando estuve buscando cosas interesantes sobre Liubliana, descubrí gracias a mi querido Alan (Alan x el mundo) que muy cerca de Metelkova Mesto, dentro del Museo de Arte Contemporáneo, esta una replica de la performance que se hizo eco mundialmente por parte de la maestra de las performance: Marina Abramovic.

¿Quién es Marina Abramovic?

Marina nació en Belgrado en el año 1.946, y su obra es sencillamente: ella misma. Tras cuatro décadas, las perfomances son experimentos que buscan identificar y transgredir los límites en el control sobre el propio cuerpo, también con respecto a la relación entre el público y la performer.

La performance que puedes ver el Museo de Arte Contemporáneo

En 1.974 se puso en Nápoles a disposición del público durante 6 horas junto a una mesa con 72 instrumentos con funcionalidades totalmente diferentes, entre ellos había: un lápiz, una polaroid, una barra de pan, frutas, pasando por unas tijeras, cuchillos, hasta una pistola cargada. Los espectadores estaban invitados a coger y utilizar en el cuerpo de Marina como les pareciese, sin ningún tipo de represalias ni consecuencias, todo bajo la responsabilidad de Abramovic.

La historia pudo haber llegado a tener un final trágico ya que según palabras de Marina: “Lo que aprendí fue que, si dejas que el público decida, te pueden matar. Me sentí verdaderamente atacada: me cortaron la ropa, me clavaron las espinas de las rosas en el estómago, una persona me apuntó a la cabeza con la pistola y otra se la quitó“. La falta de reacción de la artista había provocado que la violencia escalara de manera geométrica. “Después de exactamente seis horas, según el plan, me levanté y empecé a caminar hacia el público. Todos escaparon, evitando un enfrentamiento real“.

Marina durante ese duro proceso de su performance

Si quieres saber info sobre horarios y precios del Museo de Arte Moderno, pincha aquí. Te aconsejo que le eches un vistazo por que es muy interesante su historia.

Así que esto es todo, lo imprescindible en un viaje relámpago por una de las ciudades más bonitas y ecológicas que hemos visto, Liubliana: I EsLOVEnia. ¡Ah! si quieres saber más no te pierdas mi experiencia en Liubliana con Ana.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*