Elige bien tus compañeros de viaje

Elige bien tus compañeros de viaje

Elige bien tus compañeros de viaje


Cada viaje que hago lo tengo mas claro, ¡no se puede viajar con cualquiera!, admiro los que realizan viajes en grupo y se adaptan perfectamente a las necesidades de un grupo. ¡Ojo!, me considero una persona fácil de llevar, flexible y tolerante, pero eso no significa que pueda cuajar con cualquiera de viaje. Por qué además, no todos las aventuras pintan igual, no es lo mismo ir a un país desarrollado con todas las comodidades como podría ser New York, que una travesía mochilera por el sureste asiático. ¡De verdad, hay que tener en cuenta esto! por que de lo contrario te pueden dar “el viaje” y eso, eso no mola nada: elige bien tus compañeros de viaje.

¡Que Dios nos pille confesaos!

5 características de un mal compañero de viaje


A continuación te dejo más abajo, cinco de las cualidades que podría contemplar un mal compañero de viaje, he convivido con todos ellos e incluso en una ocasión, viaje con el pack completo, así que sin mas dilación, estos son los Big Five.

1.El/la quejica

Creo que todos conocemos a aquel o aquella que sólo se le escuchan peros y contras a todo: “¡Esto no me gusta!, ¡estoy cansado!, ¡yo no quiero ir allí!”. Es este tipo de personas que normalmente no sale de casa y cuando sale todo le viene mal, que le gusta llamar la atención siendo un estorbo al grupo.

Solución personal: ¿cómo lidiar con alguien así?, en diferentes pasos:

Primer paso: diálogo y comprensión (no funciona)

Segundo paso: ofrecer planes alternativos (sigue sin funcionar)

Tercer paso: te quedas en el hotel o haz lo que te de la gana (se crea mal ambiente pero al final te acostumbras)

Cuarto paso: no te vas más de viaje con esa persona (¡Felicidad plena!)


2.El/la [email protected]

Se que este tema es delicao’ y lo voy a explicar de la manera más coherente posible. Cuando viajo, lógicamente intento abaratar costes para que el viaje salga lo más económico posible, ¡bien!, ¡pero tampoco hay que volverse paranoico con el dinero!. Yo, por ejemplo no escatimo en gastronomía, me gusta de vez en cuando pegarme una comilona y probar algún manjar digno de mencionar acompañado de un buen vino o una fría cerveza. Sin embargo, me da igual dónde dormir, no tengo problemas en compartir literas y en buscar el precio más barato. No obstante, si alguna noche quiero pasar con mi novia una noche cómoda, relajada y puedo permitírmelo, no tengo reparo.

Solución personal: intento huir de aquellos que me privan de los placeres de un viaje simplemente porque no quieren gastar y sólo les motiva llegar a casa con la cartera llena de billetes.


3.El/la [email protected]

¡A sus ordenes! a veces, el director de orquesta de un viaje, el líder, el guía, suele meterse de lleno en el papel y abusar de esos galones. Reconozco, que en mi caso, puedo pecar de esta negativa característica viajera, pero intento por todos los medios ser lo más neutro posible. Soy un complemento perfecto para que el no tiene ganas de planificar nada y al que le gusta dejarse sorprender, lo tengo claro.

Solución personal: si en el grupo se encuentran dos personas de este tipo, hay que dejar proponer rutas de viaje diferentes, planes alternativos, opciones varias, hay que hacer política y llegar a consenso hablando, lo ideal es llegar a un acuerdo viajero para que ambas partes estés felices y contentas.


4.Humor, por favor

Viajar con gente sin sentido del humor, es al final un poco pesadilla, porque puedes hacerte 80.000 fotos en lugares preciosos, disfrutar de las mejores vistas y llevarte al recuerdo hermosos atardeceres, pero si tu compy de viaje es un huevo sin sal, a la larga te pasará factura.

Estarás de acuerdo conmigo que para que un viaje tenga una evaluación de sobresaliente, la armonía del equipo viajero debe de ser la idónea, así que por favor, humor, respeto y a adquirir habilidades sociales.

¡Que importante es el humor!

5.El/la pesimista

Creo que todos tenemos en mente a esa persona que siempre piensa en lo peor, que ofrece mayormente su lado negativo sobre todo cuando las cosas no salen como uno quiere.

Pues las energías se contagian y es precisamente en los momentos de disgusto cuando hay que armarse de posibilidad y dar lo mejor de cada uno, si tu compañero de viaje es positivo, creo que tiene la mejor cualidad que puede tener un viajero.

Siempre positivo, nunca negativo

Elige bien tu compañero de viaje, y si alguna vez tienes la experiencia de vivir alguna de estas características o descubres otra distinta, por favor, házmelo saber.

Nota mental: viaja con humor, se positivo y sonríe allá donde vas, verás que experiencia.

A viajar con humor…

2 Comentarios

  1. David 2 meses hace

    Mola mucho el post , escribe un dia sobre viajar solo , ese tema es interesante.salud!!!!

    • Autor
      Antonio Abellán 2 meses hace

      Hola David, muchas gracias, la verdad es que es muy buena idea, le daré vueltas al asunto y pronto me pondré al manos a la obra.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*