Chinese (Simplified)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Viaje legendario: Madrid, Burgos y noche en Biarritz

Viaje legendario: Madrid, Burgos y noche en Biarritz

Han pasado 5 años desde que emprendimos este gran viaje, un viaje que fue bautizado como “viaje legendario”…y vaya si lo fue, me gustaría dedicarle una pequeña introducción antes de empezar contando como fue la experiencia o mas bien la aventura y todas las anécdotas (que no son pocas) que vivimos.

Recuerdo que estaba en Molina de Segura, trabajando…bueno, realmente estaba en ese momento almorzando :D, cuando atiendo una llamada de Juan Alfonso, me preguntaba que como me venían unas fechas determinadas del mes de marzo, no sabía a priori por que me lo preguntaba, pero por su timbre de voz esperaba que fuese algo “legendario”, así que no opuse problema alguno y le dije que estaba libre, “pues bien…nos vamos a ir en auto caravana por Europa”, me dijo…” y nuestro objetivo esta claro, vamos a ir a ver Stonehenge“, yo me quede perplejo escuchándolo, al final resulto que nos iríamos Javier, Hector, David, Marcos, Juan Alfonso y yo a hacer un viaje de “pirados” por Europa, un sueño hecho realidad, y encima con tus amigos de siempre.

Comienza la aventura…

Salimos desde Murcia en sendos coches de camino a Madrid. La empresa que nos alquilaba la auto caravana estaba a las afueras de Madrid, y con la ayuda del GPS (Josefina si mal no recuerdo se llamaba, nos acompañaría durante toda la travesía) llegamos a nuestro destino, una empresa seria a primera instancia, pagamos un deposito de 600€ por si hubiera cualquier problema (que lo hubo y varios) y un coste de 1.200€ en total por el alquiler (7 días, mas de 4.500 kilómetros). Nos dan la noticia que seríamos lo primeros en estrenar la máquina, así que eufóricos hicimos la primera inspección ocular de lo que seria nuestro transporte, cuarto de baño, comedor, y dormitorio durante los próximos 7 días.

Nota mentalantes de nada quiero dar parte de una incidencia que nos ocurrió durante todo el viaje, y es que las imágenes que vais a ver a continuación, todas ellas tienen una mancha blanquecina en el centro de la foto…durante todo el viaje nos preguntábamos por que pudo suceder ese fenómeno…pues revisando los vídeos ..al final di con el motivo que provoco la mancha en dichas fotos, tómate algo eso pasa por hacer experimentos con coca-cola. 

Auto caravana

Nuestra maquina a punto…

Inspeccionando la auto caravana

…a estrenar.

Hector y David

David y Hector flipándola en la delantera

Marcos y Juan Alfonso

Marcos y Juan Alfonso atendiendo a las explicaciones del encargado

Otra cosa que deberíais de saber antes de seguir leyendo para que nos os perdáis detalle,  es que Javier se trabajo una serie de normas, de reglas, de condiciones de viaje…las llamadas “100 reglas del Korán” (si conseguimos recuperar las reglas integras las dejaremos plasmadas por aquí ya que no tienen desperdicio alguno…), por lo que una de las tantas reglas que teníamos era que el conductor tendría que conducir con una gorra o sombrero…pues bien, aquí estamos todos con cada uno de los nuestros.

Nuestros gorros particulares de conductor

De derecha a izquierda presentamos:  Javier, Hector, Juan Alfonso, David, Marcos y yo

Emprendemos por fin la marcha, lo primero que teníamos en mente era el de repostar y llenar el frigorífico de comida, así que paramos en el primer centro comercial del camino, y llenamos de peso la auto, tanto de combustible como de alimentos, creo que recordar que la cuenta en alimentos fue de unos 800€ para toda la semana…con jamón ibérico incluido (fue protagonista en el viaje, ya sabréis por qué)

Depósito lleno

Javier poniendo “gorda” la máquina”

Nuestra "casa"

Las dimensiones del “bicho” son considerables

Mi tazón del viaje

…para desayunar…

David y Marcos con sus tazones

…cada uno con su taza personal.

Llenando el frigo

El frigorífico lleno

Jamón serrano para todos

Y la pata de jamón que no falte…por si hubiera que sobornar a alguien por el camino

Nos ponemos en marcha repletos de comida y combustibles para hacer todos los kilómetros que podamos hasta que anochezca, ¿donde dormiremos? no lo sabíamos…así que desde la M-30 hasta la A-1 dirección Burgos, lugar de nuestra primera parada para cenar…pero mientras tanto por el camino, la estructura del viaje era la siguiente: Un conductor eventual, acompañado de un copiloto siempre (nunca podría dormirse por supuesto, y estaría dándole conversación), y detrás el resto del grupo, que podría estar jugando a la play (nos llevamos una TV y todo), jugando a las cartas, comiendo o durmiendo (aunque está prohibido lo sabemos 🙁 ), os dejo una serie de imágenes del interior mientras llegábamos a Burgos.

Juan Alfonso

Juan Alfonso mirando al infinito

Javier

Javi echando una mirada a la TV

David de cámara

David inmortalizando el momento con la cámara de vídeo

Hector

Hector vs Antonio en el Pro

Antonio

Pasando la tarde…

David y Juan Alfonso

…mas momentos lúdicos.

Nuestro pasatiempos

Una de las mejores cosas que pudimos hacer del viaje…junto al jamón 😀

Llegamos a Burgos, sería la hora de cenar y decidimos hacer la primera parada allí, es una odisea aparcar un vehículo que mide mas de 7 metros de largo, pero al final lo conseguimos. El único inconveniente que tuvimos fue al sacarlo del aparcamiento ya que sin querer le dimos un golpe en el para golpes a un coche (creo recordar que era un mercedes) y se lo descolgamos un poco, empezábamos bien…no habíamos salido del país y ya tenía un roce la auto jaja… sobresaltados, nos fuimos de allí chirriando ruedas.

Estamos en Burgos

Go, go, goooo!!

De camino hacemos otra parada técnica y aprovechamos para llenar la auto de combustible, llevaríamos mas de 400 kilómetros y ya teníamos que preocuparnos en llenarlo por si acaso nos quedábamos tirados…ah esperad ¡¡si eso también nos pasó!! pero mas adelante jeje.

Normas de gasolineras

Javier en rebeldía con las prohibiciones de la estación de servicio 😀

Nuestra máquina y hogar andante

Una instantánea mas del “monstruo”

La noche terminó sin mas acontecimientos que los previstos, llegamos sanos y salvos a terreno francés, haciendo noche en Biarritz, situada en el suroeste de Francia, para descansar después de un largo día que empezó en Murcia a primera hora de la mañana, pero es mas la ilusión que el cansancio que nos invadía, estábamos haciendo algo legendario, algo que quedaría y quedará para siempre en nuestro historial, y que a partir de ahora estará aquí, en “tómate algo”.

Buenas noches y mañana…rumbo a Bordeaux, París, Caláis y el “Eurotunel” hasta cruzar a Inglaterra.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*